Más se perdió en la guerra de Cuba – Similar al refrán anterior, se utiliza para minimizar la importancia de algo que se ha perdido o se ha ido. Implica que hay cosas más significativas de las que preocuparse.