Mi madre me dijo que porfiase, pero que no apostase. – Significa que es bueno ser persistente y determinado en la vida, pero no arriesgar todo en apuestas o situaciones inciertas.