«Necios y porfiados, hacen ricos a letrados»: Sugiere que las personas que son obstinadas y se involucran en disputas legales pueden terminar enriqueciendo a los abogados debido a los costos legales involucrados.