«Niebla de marzo, helada de mayo»: Hace referencia a las condiciones climáticas impredecibles. A pesar de que la niebla puede ser común en marzo, la helada puede sorprender en mayo. Sugiere que debemos estar preparados para cambios inesperados.